POLLO DE 5 MANERAS DIFERENTES

POLLO DE VARIAS FORMAS:

Pollo de todo tipo:Siempre se comete el típico error de asociar el concepto de dieta con una comida aburrida, insípida y simple.

Vemos como siempre se repite el mismo plato una y otra, y otra vez.

Y al final terminamos despreciando un tipo de alimento que nos viene genial, y odiando la comida sana.

Lógico, repetir siempre lo mismo, aunque esa el mejor plato del mundo, al la larga cansa y aburre.

La pechuga de pollo es un alimento bajo en grasa y sobre todo es una fuente natural de proteína y sodio.

Es un alimento ideal para los platos fitness, y es por eso que vamos a enseñar a cocinar el pollo de 5 distintas formas

¡para que tus comidas sean diferentes e igual de ricas a cada momento!

Son orientaciones rápidas, que quizás más adelante se conviertan en recetas más elaboradas, con un poco más de texto.

Creemos que de la forma que os la presentamos ahora sabréis sacarle partido

Pollo de Pechuga desmenuzada:

Muchos de nosotros estamos acostumbrados a comer embutidos diariamente, es por eso que podemos sustituirlos por pollo desmenuzado,

y la manera de prepararlo es muy sencilla.

Sólo tenemos que hervir el pollo con un poco de ajo, una cebolla, un puerro si te apetece, con un poquito de sal y aceite.

Es bastante práctico, lo podemos conservar en la nevera perfecto para comer.

También puedes hacerte unos sándwiches, añadirlo a ensaladas como las que os hemos presentado, etc.

Pechuga de pollo al horno:

Preparamos el horno a 180º aproximadamente.

Podemos acompañar el pollo con un poco de pimienta molida y ajo, la metemos en el horno hasta el punto de estar doradita.

Perfecta para después del entreno, comida ligera acompañada por una ensalada de lechuga, cebolla y pepino, ideal para el fresco.

Pollo molido:

Perfecto para el almuerzo o la cena, solo cambia en los contornos, si tu objetivo esta en controlar tu línea,

acompañamos en el almuerzo con una buena ensalada y un cazo de carbohidratos complejos como 1/3 taza de arroz integral o 1/2 patata cocida.

Si lo que prefieres es cenarlo, puede ser con ensalada o vegetales al horno con un chorreón de aceite de oliva.

El pollo molido lo guisamos acompañado de muchas verduras, pero sin zanahoria (hervida cambia la composición del alimento), las que os apetezcan.

Pollo a la plancha:

Dale una oportunidad al pollo a la plancha, ya sabemos que el la manera más típica de comer, pero queda muy rico si le agregas algunas especias.

A la hora de comer lo podemos acompañar con un huevo cocido con aceite. Perfecto para la hora de la cena

Hamburguesa de pollo:

Las hamburguesas de pollo son ideales para los niños. Las podemos preparar on un poco de ajo, cebolla, pimentón, ajo y especias.

Trituramos la carne (en cualquier carnicería, a la hora de comprar el pollo, le podemos pedir que nos la triture) y la mezclamos con el resto de verduras, todo muy bien cortadito.

Las podemos tener hechas en la nevera, calentarlas y listo.

 

Deja un comentario